sábado, 6 de diciembre de 2014

              HOJAS

Porque llegó el otoño.

Resbalan lentamente de las ramas
-metáfora dorada de los días-.

Aún vivirán, fugaces,
un instante temblando en las aceras,
hasta que viento o lluvia las arrastren,
o el tiempo aniquile su estructura.

Serán solo un recuerdo
en el alma insomne del poeta.

Como los días idos.

Porque llegó el otoño...

                                    Angel V Díez



No hay comentarios:

Publicar un comentario